close
Recetas varias

Leche de avena casera: cómo hacerla de forma fácil

Hoy te traigo la mejor receta de leche de avena casera, una bebida 100% vegana y sin azúcar.

Cuando hice por primera vez esa bebida vegetal me sorprendí muchísimo por lo fácil que es prepararla. Y pensé: “¿Por qué no se me ocurrió antes?“.

Es todo un acierto para tu bolsillo y tu salud. Y te explico el por qué…

Leche vegetal de avena casera

A la leche vegana de avena se le reconocen muchos beneficios y propiedades.

A pesar de no estar tan rica de proteínas como la de soja, de avellana o de nueces, destaca por su alto aporte en fibra y digestibilidad, siendo naturalmente sin lactosa.

Además, esta receta se prepara con tan sólo dos ingredientes y es una de las formas más saludables de tomar avena.

Hoy en día una leche de avena se puede comprar en cualquier cadena de supermercados (Merdadona, Lidl, etc.). Pero desde luego algunas marcas siguen incluyendo edulcorantes e incluso aceite vegetal. Todos ingredientes innecesarios.

Receta de leche de avena paso a paso

Preparar tu leche de avena casera te vale menos de 40 céntimos por litro. Y gastándote un poquito más puedes usar ingredientes bio y hacerte una ecológica.

No hace falta un Thermomix. Simplemente una buena batidora de vaso y un colador o un paño para leches vegetales que puedes encontrar en internet por un par de euros.

Recuerda, si eres celíaco, consulta tu médico antes de tomar una leche de avena, aunque sea certificada sin gluten.

Ingredientes

Para 1 litro de leche de avena necesitarás:

  • 1 litro de agua mineral
  • 40 g de avena molida
  • Esencia de vainilla (opcional)

Para endulzar (opcional):

  • Dátiles
  • Sirope de agave (opcional) al gusto
  • Azúcar moreno integral (panela) o blanco
Leche de avena fácil hecha en casa

Cómo hacer la leche de avena

Tiempo de preparación: 6 horas de reposo + 15 minutos de preparación

  1. Agrega la avena al agua y déjala reposar entre 6 horas (mínimo) y toda la noche (recomendado).
  2. Ponlo todo en una batidora o Thermomix y tritúralo a la máxima potencia durante un par de minutos.
  3. Ayudándote con un colador o una bolsa de tela para leches vegetales, filtra la leche.

Mis recomendaciones

  • Si quieres un sabor más dulce, agrega el endulzante al punto 2.
  • Añade una cucharada de cacao negro en polvo y tendrás una deliciosa leche de avena y chocolate para los niños más golosos y no sólo. 🙂
  • Guarda tu bebida de avena en una botella de cristal, en la nevera, durante máximo 3 días.
  • Agita bien la botella antes de servir tu leche vegetal.

Uso de cookies

Este blog usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de usuario. Si sigues navegando darás tu consentimiento para la aceptación de las cookies y de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies